Este pibe va a andar bien che!


(…) “A veces creo que en las horas difíciles yo seguí porque fui a los velorios de mis amigos.
Pero no es cierto.
Vi los velorios desde la esquina. No me animé a ir.
Vi las madres destruidas, mis amigos en el cajón, los vecinos, que con la mirada angustiada y cristiana preguntaban, esos ojos, esos ojos que esperaban que yo les revelara algún secreto, alguna clave de la vida que ellos no entendían, alguna coartada sobre la muerte que ellos no se animaban, y yo bajaba la cabeza. Vi las chicas, los pibes, crecer, los vi crecer tristes, marcados ,para siempre, por la culpa del suicidio. Vi envejecer las madres tristes. Vi el peso de la culpa golpear sobre las cervicales, agachar espaldas, hacer mierda almas nobles en cuestión de semanas, vi la indiferencia, vi que el mundo sigue, vi que las cosas salieron bien, vi que no hay a quien contarle, vi la impotencia, la falta de palabras, vi esta enormidad de la soledad y el miedo, vi eso que veo cuando me pongo así.
Yo ya vi la luna que aparece detrás de ese edificio” (…)

Original completo!

 

 

Anuncios

Comentario recibido, muchas gracias.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s