Para saber como es la libertad. Entrevista a Richard Stallman


“Si quieres libertad tienes que defenestrar la computadora”

La libertad según Richard Stallman. Almuerzo con el famoso gurú del software libre.
 
En Colaboración con Pablo Lamberto de Blog Mutante

Dejó su valija con rueditas, apoyó un simpático ñu de peluche sobre la mesa y habló casi tres horas. Quienes conocían sus afirmaciones polémicas sobre el mundo tecnológico no se fueron decepcionados. Richard Stallman, el fundador y líder del movimiento mundial por el software libre y creador del protocolo GNU ­­-núcleo de sistemas operativos como Linux o Ubuntu – cuyo código puede ser modificado vino una vez más a la Argentina a difundir su mensaje por todo el país.

En el marco de la segunda y última jornada del 1° Congreso Internacional de Periodismo Autogestionado, celebrado en el hotel Bauen el 9 y 10 del corriente, Stallman disertó en un trabajado castellano cuestiones que vale la pena retener, analizar y cuestionar:

“La sociedad tiene una elección que hacer. A un lado, está la libertad individual, la solidaridad social y la democracia. Al otro lado, la dictadura del dueño del programa: colonización digital. La sociedad tiene que elegir el software libre y rechazar el software privativo”.

La misión de la Free Software Foundation que Stallman dirige es “promover la libertad del usuario y defender los derechos de todos los usuarios de software libre”. El proyecto GNU sirve a ese propósito. Su espíritu se resume en cuatro garantías o libertades esenciales. La número 0 consiste en que el usuario pueda utilizar software sin ningún tipo de restricción. Por medio de la libertad 1 puede modificar el código fuente de un programa en beneficio propio o de quien lo desee. La 2 habilita al usuario a copiar un programa todas las veces que quiera. Multiplicar infinitas veces la versión modificada de ese software para repartirla gratuitamente es la libertad número 3 y condición indispensable para escapar de una suerte de “esclavismo tecnológico” del que parece imposible estar ajeno. Con tono profético, Stallman sostuvo que “la meta grande del software libre es la liberación del ciberespacio y de todos sus habitantes”.

En un almuerzo íntimo con el mismo RCS conocimos mejor su obsesión por la libertad, su filosofía para entender el mundo desde el libre albedrio de hacer o no hacer. En eso consistiría su visión de la democracia.

-En el fondo, señor Stallman, ¿lo que usted quiere es abolir la propiedad privada?

-No es asi. Por el contrario, con el software libre tu copia es de tu propiedad. Los desarrolladores del privativo desprecian la propiedad privada porque su idea de la propiedad privada es que todo pertenece a ellos. Microsoft dice que todas las copias de Windows les pertenecen y ese no es el sistema de propiedad privada sino stalinista. Con los sistemas privativos una empresa que puede ser gigante decide todo, impone todo a sus usuarios.

– Entonces ¿lo que tiene que cambiar es la estructura de la sociedad?

-En verdad, los desarrolladores del privativo son quienes intentan cambiar la organización de nuestra sociedad y es un cambio malo; yo quiero rechazar a la organización que tenemos en nuestra sociedad.

– Y en cuanto a las características del software libre y del software abierto, ¿es necesaria la colaboración de todos para que el proyecto crezca?

-Sí y no. Hay programas libres en cuyo desarrollo muchos participan, pero también es posible que una persona desarrolle un gran programa y lo publique como software libre respetando la libertad de los usuarios de cambiarlo, sin interesarse de incorporar sus cambios en su propia versión. Es decir, que el software libre respeta la libertad de los usuarios de colaborar cuando quieran pero no los obliga a colaborar.

-¿Qué pasa con la definición de código abierto, que tiene Linux?

-Cuando lance el movimiento software libre diciendo que la libertad de los usuarios exige que el software sea libre y el sistema GNU con Linux tenía algún éxito en la comunidad y había muchos usuarios, no todos estaban de acuerdo con nuestras ideas éticas, entonces había dos campos políticos en la comunidad. Los del otro campo, que no deseaban mantener una crítica ética del software creativo porque veían el asunto únicamente en términos prácticos, inventaron el término código abierto para obviar nuestras ideas éticas. Entonces no es muy fácil introducir nuestras ideas en su discursos porque muchos de ellos cuidadosamente evitan nombrar nuestras ideas, evitan enfrentar los asuntos que planteamos, escriben artículos acerca de programas que llaman abiertos o cerrados pero solo plantean cosas de comodidad acerca de estos programas, no dicen que esto es justo o es injusto y si no quieres enfrentar este asunto no podemos forzarlos

– ¿Su postura es más politizada?

-Sí. En el momento en que la sociedad se politice puede tomar más relevancia. Ellos no se guían. El movimiento software libre comenzó con un sentido político, pero muchos comenzaban a usar nuestro software sin apreciar la libertad. Entonces había muchos que apreciaban el software libre sin siquiera conocer la filosofía de base del movimiento y otros que conocían la filosofía pero no estaban de acuerdo como el señor Torvalds (fundador de Linux).

– Windows no se paga de manera efectiva en casi ningún caso…

-Con Windows es lo mismo que uno pague o no, es un detalle. Una copia no autorizada de Windows solo es un poco menos malo que una copia autorizada. Si quieres libertad tienes que defenestrar la computadora.

Maestros y plan “Condenar a Maldad”

La decisión del gobierno nacional de entregar una netbook a cada alumno de escuela secundaria encuentra en Stallman un crítico fundamental. Conectar Igualdad es para él “Condenar a Maldad”. Las máquinas cuentan con acceso a los sistemas operativos Windows y GNU, pero ni el entorno, ni el contexto ni la capacitación de los docentes están preparados para adaptarse al segundo de ellos. ¿Hay que cambiar el sistema educativo entonces?

-¡Si! Si, hay que cambiar el sistema educativo. Me convocaron algunos ministros para convencerme que no critique su plan pero no se puede condenar a los chicos, a sus familias, a los hijos de estos chicos al mismo sistema de esclavitud del que los estados deberían protegernos. Hace unos años Ecuador comenzó a planear cambiar sus escuelas públicas al software libre, no sé dónde está en esa migración.

Taxativo, Stallman ubica a Barack Obama a la derecha, se confiesa ateo y transmite su inquietud por las multinacionales petroleras.

-¿Qué pensadores o intelectuales admira?

-No tengo formación. No he tomado mis ideas de las obras directas (sic) sino desde la política de los Estados Unidos. Es imposible quedarse en Estados Unidos sin aprender las ideas de libertad con las cuales se fundó el país. También vi la injusticia del Estado en la guerra de Vietnam y el movimiento por los derechos civiles por la igualdad de los negros.

Agotado, Stallman deja de comer, pone sesenta para la cuenta, toma su valija y nos dice que tiene que viajar a Córdoba porque a la noche brindará otra conferencia. Se va solo, pero no sabemos muy bien qué nos dejó.

Un combate profundo se libra detrás de cada computadora, por encima y por debajo de cada sistema con el que nos involucramos. No sabemos muy bien a donde nos llevará esa disputa y aún no hemos aprendido el precio que pagamos por nuestra libertad.

Se trata del futuro pero también del presente. Como todas las cosas

Anuncios

Comentario recibido, muchas gracias.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s